Estocolmo.se
Los aromas y los sepultureros


Estocolmo | Crónicas urbanas
Publicada:2012-09-18
Por Alejandro Fischer Alquinta*

Tres días anduve comiendo alcachofas.
El martes 11 de septiembre, fui a la casa de un hermano de sueños y de herramientas.
La plaza de Sergel Torg…se tenía que vestir bonita; para saludar respetuosos y orgullosos, a los héroes de Chile, de Cuba y del mundo.




Muchas veces en mi vida, he sentido sabores extraños en mi boca, que traducen e interpretan las vivencias, que devoro con el alma y con la tierra.

Son sabores tangibles, humanos y de instintos…: Cuando me voy a resfriar, siento en mi paladar, el sabor de porotos con mazamorra; cuando me impresiona una mujer, siento en mi lengua la miel, del único damasco árbol, que existió en mi vida.

Siendo muy cabro y castigado por mi familia por choro, tuve que cargar camiones con tierra colorada, tierra que se transformaba en baldosas rojas. “A pura pala”; para un cabro choro, era una tragedia.

Al partir el último camión, quedaba más empolvado que “calzones rotos” comunistas. Tantas partículas de fierro, penetraron por todos lados, todo lo que me echaba a la boca, incluso el cigarrillo, tenía un extraño sabor dulce. Parecido al “deje” que queda en la boca, despues de comer alcachofa.

Tres días anduve comiendo alcachofas.
El martes 11 de septiembre, fui a la casa de un hermano de sueños y de herramientas.

La plaza de Sergel Torg…se tenía que vestir bonita; para saludar respetuosos y orgullosos, a los héroes de Chile, de Cuba y del mundo.

Héroes muertos, flagelados, desaparecidos, encarcelados, ausentes y lejanos; se tenía que vestir la plaza, para despreciar y denunciar los crímenes, la ira de la guerra, a los asesinos que se esconden, a los que se camuflan, a la mentira, a los genocidios del Águila.

Al entrar a su casa, una ráfaga de Francia obrera, acaricio mi alma, mis sabores antiguos, mis vivencias. Me trajo a Nicaragua, siempre Nicaragua.

Así son los aromas que viven en esa casa.

Pero hay olores que “encoliguan” mis mechas cortas, me obligan a censurar mi tolerancia, me obligan con razón, a negar mi otra mejilla.

Escuche las palabras del presidente del Imperio, cuando recibió los cadáveres de su embajador y tres funcionarios, caídos en una ataque de ira iracunda, efectuada en Libia.

Las palabras del presidente escondían una fonética oscura, de muerte. Los habitantes del mundo, que tienen o practican adversión por las politicas imperiales, que se abstengan de ello. Ellos castigaran a los culpables que dañen los intereses del país…Ellos seguirán con su destino de existir, según sus principios y valores, que interpretan la democracia y la libertad.

La OTAN, liderada por los Estados Unidos de Norteamérica, dejo y sigue dejando más de 60.000 Libios muertos.

Pretendían liberar Asia, de las huestes Comunistas.
Se meten con Ho Chi Min y mueren más de 58 mil soldados gringos, la mayoría de ellos Puertorriqueños, viviendo en el país de las posibilidades.

Más de 2.600.000, soldados pasaron por territorio Vietnamita. Entre los que pudieron regresar, 500.000 sufrieron, sufren trastornos de comportamiento, entre ellos Rambo, que tiene ahora licencia imperial para matar comunistas, o a cualquiera que piense diferente, “mire raro”, en cualquier lugar del mundo.

Utilizando la mentira; invaden Afganistán. Van en busca de su discípulo descarriado,“chivo espiatorio”, de unos de los genocidios más grande de la historia…:Osama bin Laden.

Mueren por la mentira del Aguila, 3.175 vidas humanas, con uniforme o sin el…40.000 heridos y lisiados de por vida, en un país hasta hoy, destruido, pisoteado, doblegado a sangre y fuego.

En Irak, Bagdad, la ciudad de la cultura y de las ciencias, la ciudad bella, fue destrozada. Entre 150.000 hasta 1 millón de muertos.

Estamos en tiempo de septiembre. Los imperios y sus perros de presa, los fascistas; me robaron, encojieron mi mes de primavera, con olor a obrero y volantín, a enseñanza… hoy, es el mes de la muerte. No hablo del mes de la Independencia, porque no me la trago, me trago solamente, en compañía de mi clase, un generoso vaso de vino tinto y una empanada.

Al igual que Manuel, mi pueblo de izquierda, mandata rebelión, exigencias democráticas.

Y por ahí, se me paran las mechas…Mencionaba anteriormente a los asesinos escondidos. Quizás “me voy al chancho” , pero mirando la historia, son cómplices de crímenes, son cómplices de los sepultureros.

El diputado de la UDI, hijo del binominal, Ignacio Urrutia, es un pajarraco de “ecos” Ignorantes.

Repetir las cosas, nos ayudan a mantener la memoria viva. La memoria, es una trinchera implacable para el castigo.

Todas las cosas, los seres humanos y el planeta, tienen su historia.

Al Sur de América, para no meterme por otros lados, los pueblos tienen la misma historia. El riquerio Imperial, nos ha manipulado de una manera, que nos tendría que dar vergüenza; pensando en los tiempos que han pasado.

Desde el primer Indio Atacameño, muerto por Almagro, hasta mucho más allá, de La Moneda en llamas, bombardeada; no podemos o no queremos abrir las “pepas, ni menos los entendimientos”.

Los invasores españoles nos robaron muchas cosas, pero también, nos dejaron algunas gracias …se les agradece el caballo, el trigo y sobre todo la uva.

Se agradece también el idioma, que amasa amores y dolores. Los Mapuches también le hacían a la poesía, así que no sé, si en el saber, se salio ganando.

Los Invasores nos dejaron una caja de Pandora.

Nos dejaron estructuras de poder. Nos enseñaron los celos, para conservar los privilegios. Nos dejaron El Estado y sus herramientas, los escritorios para cuidar esas instancias:

Los Milicos y los Pacos.
Esas instituciones se fueron desarrollando, de acuerdo con las necesidades del Estado.

Los dueños de ese Estado son los mismos de ahora.

La historia nos llevó por guerras y muertos. Los señores de las “encomiendas”, siguieron siendo amos…Los amos de una tierra nueva, mutilada; pero con riquezas escondidas en el calendario.

Con presagios de Malinche, la Revolución Francesa tuvo sus parimientos: Fueron “Los hijitos de su papi”; O´Higgins, los Carreras, Bolivar, San Martin, Sucre y otros más, españoles a medias, cabreados y visionarios; de pensamientos diferentes, iban amasando, de acuerdo con los tiempos; republicas, que fueron conformando de a poco, su organización politica.

Todo se hizo en nombre de Dios y con la cancha bien rayada.

Todos los que tenían un vínculo, cualquiera que sea con Chile, eran ciudadanos Chilenos; y ante Dios, con los mismos derechos. En esos tiempos, como en el de ahora, Dios era ciego, sordo y mudo.

Un chileno podía postular a un cargo publico, hasta presidente si quería, pero tenía que saber leer y escribir, además de tener posesiones, es decir, tierras.

En 1833 Diego Portales, el Dios del ladrón, le dio una Constitución politica al país. A través del tiempo, “La carta” se fue amoldando a las necesidades y geografía humana; de los intereses de una clase.
Digo de una clase, porque ahí jugaban solamente los oligarcas y los que tenían alguna relación con Dios. La clase obrera ya existía y le daban como “bombo en fiesta”.

La clase obrera, no es solamente una clase, producto del modo social de explotación, sino también del “instinto”mismo del ser humano por sobrevivir.

Es decir, organizarse, sino, nos matan a palo.
En 1925, entre tira y afloja, entre muertos, juntas de gobierno, aparece otra carta magna, casi hermana gemela de la anterior. Difiere solamente, de acuerdo con los intereses y poderío de los dueños del país.

Esos tiempos, es necesario verlos con otros ojos.
El pueblo trabajador, era sencillamente eso; el trabajador, el obrero. Las Constituciones le daban la gracia de ser Chileno y ser explotado en su propia tierra.

Con Valdivia y Toro y Zambrano, todo estaba cocinado.

Lo que es de Dios, para los curas; la tierra con sus indios y mestizos, para el que supo ponerse a la cola, matando o engañando a diestro y siniestro.

Las instituciones del Estado, principalmente los milicos y pacos, eran comandados por hijos o padres de altos recursos y de alcurnias. El que no podía ser abogado, para luego ser juez y juez supremo, tenía que dárselas de notario, alcalde, diputado o senador. La cuestión era, ser muy tomado en cuenta, en los momentos de repartijas.
Esos privilegios que gozaban los de arriba, tenían a los de abajo como las huifas.

Cuando digo como las huifas, hablo de hambre y de miserias, miseria y hambre es no tener que cresta comer y pelearse un rincón del cuarto con chinches, pulgas y piojos.

Al hermoso país nuestro, la codicia y otros imperios, empezaron a desnudarlo, a explorar su cuerpo herido, mutilado por la guerra y de partos “subsociales”.

Carlos Marx, se hizo muy popular con su manifiesto y Lenin con su revolución Bolchevique.

Nació Emilio Recabarren, otros Emilios, otros Lenin; (todavía tengo a un hermano, con ese nombre desaparecido) y otros Carlos. Marías y Gladys también.

Los hijitos, hijitos, hijitos de su papi, se fueron desgranando, ocupando todas las instancias de poder de la nación.

La clase trabajadora, gracias a las constituciones politicas, jamás ha podido poseer el poder politico, para poder vestir, sin sacos de papas ni de harina, a nuestro paisito violado, manoseado.

Esta realidad de país, es una cuestión de lucha de clases.
La cosa es sencilla; ellos tienen plata, el poder y los recursos; no solamente para pasarlo el descueve, sino también para dividirnos, para mantener la degradación de la granada.

Hicieron un país con una economía dependiente y al servicio de los imperios.

Sus gajos sociales han sufrido como el Imperio, mutaciones; producto de sus propias contradicciones, existencias y simbiosis.
La gran mayoría de los Chilenos quieren a Cristo.

Cristo ha sido para los Chilenos, antes de la Dictadura fascista, como un candado, que impide la justicia social, la democracia.

Un candado, que también cierra las puertas de las “grandes Alamedas”, como dijera nuestro amado Volodia,hablando del Binominal.

No me refiero a Cristo como persona, sino a la manipulada doctrina cristiana, que ha sido siempre utilizada para su molino, por el riquerio de cualquier tiempo.

La derecha de mi país, los dueños de Chile, los momios, los momios reaccionarios, que no es lo mismo; la oligarquía, los cristianos con plata; se vieron sobrepasados por los empresarios imperiales, por el mercado y la banca mundial. Estas diferencias entre ellos, ha provocado muerte y cambios, en la forma y contenidos para gobernar… al final, resuelven, quien se come la pechuga y quien el Tuto; el cogote y las patas, son de los de abajo.

La Teologia de la Liberación provoco cambios profundos dentro de la iglesia católica y fuera de ella.

En lo politico, se metió con todo, en el sector más humanista, por decirlo así, de la derecha conservadora. Yo no sé, quien se metió con quien, solo sé, que de ese Cristiano parto, nació la falange Nacional… La Democracia Cristiana.

Esta relación, no habría tenido ninguna importancia en la vida del país, con algunos cambios si, para mantener a la “galucha” tranquila y engañada.

El problema se hizo carne y hueso por el avance imparable de la clase trabajadora y de sus organizaciones politicas.

Especialmente el Partido Comunista der Chile.

¿Cuando se había visto que un candidato, postulando a la presidencia de la Republica fuera un roto obrero, de apellido Lafferte?. ¿Cuando se había visto, que un obrero de la imprenta, fuera diputado encarcelado; organizador de teatros populares, hacedor de diarios?.
Quien iba a creer que en 1937, los comunistas, en una elección parlamentaria sacara 17.162 votos... el 4.16 % de los electores de ese tiempo; en 1973 el partido saco 587.800 votos; el 16 % de los electores.

La derecha se inquieta y el centro politico mas.
La Democracia Cristiana, recibió en 1962, las primeras ayudas financieras por parte del Imperio.
¿Por qué?
Que tenía que ver el Imperio con la incisión cristiana, en la derecha reaccionaria.
¡Mucho!

La mayoría del pueblo chileno era Cristiano, mas católico que cristiano, gran diferencia.

Era necesario, sumamente necesario, pensando en el futuro y en los privilegios, aislar a las fuerzas obreras y populares; principalmente a las del partido Comunista.

Había que ganarse todos los sectores populares. Desde el equipo pichangero del barrio, hasta las aulas universitarias; desde los centros juveniles hasta el mundo rural y minero.¨

Eduardo Frei Montalva, Bernardo Leighton, Rafael Gumucio, Radomiro Tomic, entre otros dirigentes, llevaron a efecto la tarea. Usufructuaron en mala calidad de principios, las consignas y necesidades proletarias.

Yo era cabro en esos tiempos. Los Centros Juveniles, instancias de los primeros pololeos, al igual que el mes de Maria, las procesiones en la Semana Santa, el cine callejero proyectando “Vidas ejemplares”; los domingos en la misa… Fue una estrategia, por desgracia, “a la pinta”.

En las elecciones municipales de 1963 lograron, gracias al dinero de la CIA, un apoyo popular del 22,8 %.

Pero las fuerzas de Izquierda seguían avanzando con Allende.
Más miedo le dio al Imperio. Un aroma limpio, venia de Saigón pasando por La Habana, tiempos diferentes se presentían.

En ese periodo de ganarse las calles y plazas, al igual que ahora, fue un trabajo titanico de las juventudes Comunistas de Chile.

El Gobierno de Kennedy, venia vacunado de “Playa Girón”. No se podía tener otro punto del mal, en donde se comen a los niños.

Aprueban para la campaña presidencial de Frei, una “mesada” que le cubrió más de la mitad del valor de su campaña. Más de 2.600 millones de dolares, le costo al Imperio, el triunfo de Frei.

Ahí nació el plan de gobierno, de la Democracia Cristiana, “La revolución en Libertad”. Un discurso que llego gustoso, a las capas medias del país.

Durante el gobierno de Frei, la lucha por ganarse la juventud fue sin cuartel, fue mucho mas intenso que en 1963. El Amaranto lo fue todo, fue el camino, los sueños, para llegar a esa juventud por siempre, en realidad burlada.

Llegaron las elecciones de 1970…
Allende gana las elecciones con mayoría relativa, obtuvo el 35 % de apoyo popular.

Los Estados Unidos de Norteamérica, por intermedio de la CIA, se puso con crímenes y logística de inteligencia criminal. 7.117.666 de dolares, se invirtieron en la caída del Gobierno Popular.

Un gobierno, que en las últimas elecciones parlamentarias, algunos meses antes del golpe, obtenía el 44 % del voto ciudadano…
Y sale,”chemimare”, otro hijo de su madre y de su padre, cómplice de los sepultureros, escondido y siempre resfaloso, escurridizo y oportunista…Patricio Aylwin, muñeco de los poderos fácticos, oscuros de mi nación; declara muy suelto de cuerpo.

”Que la mayoría del país rechazaba la politica de la Unidad Popular”. “Que su Partido, la Democracia Cristiana, jamás recibió dineros de la CIA, para obtaculizar el avanze de los partidos de izquierda, como tampoco, el de obtaculizar y aislar al gobierno Popular de Salvador Allende”.

Un sabor inmoral me deja su recuerdo en mi boca.

Muchas gracias.
Nos vemos en la FONDA DE LA IZQUIERDA
Alejandro Fischer
septiembre de 2012


Comparte


Email Facebook Twitter Addthis Gmail Print Google Translate

Noticias relacionadas de Estocolmo

✅ Arranco por los techos.
✅ La cuestión esta dispareja.
✅ CENA BAILABLE AERCHI-SUECIA
✅ LAS ENFERMEDADES DE LA TERCERA EDAD
✅ Estrategia: Estamos en un Estado de Derecho

Anuncio google
estocolmo_agenda
Actividad
Actividad

Ultimas Noticias

Edelstam
Gallery
Gallery
Gallery
logo Nobel
logo Nobel