menu vertical
Rafael Garay y el lamentable espectáculo de la televisión chilena


Chile | Medios
Publicada:2017-03-17
Por Agencias

Los incidentes que han rodeado aquel evento que podemos nominar como el Caso Garay expresan de manera real y también simbólica el actual momento que vive el país. Rafael Garay es un producto no sólo de los medios



Noticias Relacionadas Chile

Bruno Villalobos: Yo no tengo tejado de vidrio.

Chile: Inaceptable censura de Carabineros contra El Ciudadano

Destierro político en democracia: La historia del chileno Hugo Marchant

En SQM el patrimonio invertido del PS-Chile, supera los $2 mil millones

Chile Top Secret: el libro que revela las acciones del agente de la CIA que no quer&i

Chile: Vota en el Exterior


El caso Garay no sería lo que es sin los medios. Es parte de ellos, como amplificación, distorsión y exageración. Hoy como metástasis de la sociedad del espectáculo canalizado por la televisión y la prensa parasitaria, pero ayer como pieza y parte de los propios medios.

Los incidentes que han rodeado aquel evento que podemos nominar como el Caso Garay expresan de manera real y también simbólica el actual momento que vive el país. Rafael Garay es un producto no sólo de los medios y la liviandad del espectáculo, sino es también una creación propia de una sociedad e institucionalidad basada en el dinero y el lucro, la

publicidad y el marketing. Garay era el bien de consumo perfecto en el mercado neoliberal: alta rentabilidad sobre una simple imagen. Como una representación viralizada.

El caso Garay es como el modelo de mercado, que tras décadas de falso fulgor, de hipnosis y narcotización, muestra, tras la cáscara seca y fracturada, sus profundas grietas. Este Chile que se cae a pedazos se derrumba por los contrastes y las contradicciones, por las mentiras y las estafas de cuello y corbata, por el brillo artificial y la miseria de la televisión. El mismo esquema piramidal supuestamente usado por los Garay, los Chang y los Santos de AC Inversions tiene sus referentes no tan disímiles en el mercado de los pollos y el papel higiénico, en el financiamiento de la política y las boletas dolosas, en el arriendo y compra-venta de parlamentarios con dineros de la pesca o en la banca usurera que aprieta y ahoga a millares de familias y estudiantes denominados consumidores. Los fraudes y el abuso, disfrazados de negocios, están en la base del modelo compartido por Garay.

Si Garay tiene esta densidad simbólica en el mercado financiero y en sus ofertas de fantasía, en el engaño del marketing y en la evidente estafa, como ha sido con los profusos carteles, la tiene aún más como imagen y producción de los medios. Aquí, en los medios, es piedra angular y eje de la farándula, que los ha llevado a establecer, sin vergüenza ni reflexión, nuevas marcas en nuestro distorsionado imaginario.


Comparte


Email Facebook Twitter Addthis Gmail Print Google Translate

Noticias relacionadas de Chile

2017-05-29 Bruno Villalobos: Yo no tengo tejado de vidrio.
2017-05-15 Chile: Inaceptable censura de Carabineros contra El Ciudadano
2017-05-13 Destierro político en democracia: La historia del chileno Hugo Marchant
2017-05-11 En SQM el patrimonio invertido del PS-Chile, supera los $2 mil millones
2017-05-10 Chile Top Secret: el libro que revela las acciones del agente de la CIA que no quer&i

10 pelí­culas de culto del cine chileno que puedes ver gratis en la Cineteca Online
Chile | Cine
Bajo el tí­tulo Cineteca Online, esta sala de cine virtual alberga casi 250 tí­tulo de cine chileno de distintas épocas y en diversos formatos. Tenemos registros muy tempranos, desde 1903 en adel...

Ultimas Noticias

xxx
Gallery
Gallery
Gallery
logo Nobel
logo Nobel
Obra sobre las misiones de paz en Haití
Estocolmo | Cultura
Cuatro cascos azules de la ONU sitiados en una base militar en Puerto Príncipe, Haití. La revolución acaba de estallar en la isla. El caos gana las calles. Ellos tratarán de entender las razones d...