Estocolmo.se
Museo de la Memoria: Caroline Eelstam inaugura exposición.


Chile | DD.HH
Publicada:2018-03-13
Por Agencias

El propósito de esta exposición es articular los derechos humanos con héroes que han jugado un rol especial en relación con cada uno de los artículos contenidos en la Declaración de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, para inspirar el coraje civil.



Francisco J.Estévez y Carolina Edelstam. Foto:Luis Garrido


Discurso, CAROLINE EDELSTAM, Inauguración ”Derechos Humanos, Coraje Civil y Héroes”, al Museo de la Memoria y los Derechos Humanos,

el 12 de marzo 2018.

PP: Fundación Harald Edelstam

Excelentísimas Autoridades, Señoras y Señores:


Mi nombre es Caroline Edelstam, soy la Presidenta de la Fundación Edelstam; también soy la nieta del Embajador Harald Edelstam.

Señor director del Museo de la Memoria y los Derechos Humanos, Francisco Estévez Valencia. Es un gran honor para nosotros de tener la oportunidad de realizar la exposición ”Derechos Humanos, Coraje Civil y Héroes”, aquí, en este lugar tan importante.

La exposición que retrata cada artículo contenido en la Declaración de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, es una colaboración entre la Fundación Edelstam y el artista sueco, Sr. Carl Adam Cronstedt, y será presentada en diversos lugares simbólicos alrededor del mundo.

El hecho de que se presenta nuestra exposición ahora, aquí, queremos que se pueda entender como un aporte genuino de nuestra Fundación a la celebración del 70 aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos. El 10 de diciembre de 1948, la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó y proclamó los Derechos Humanos Universales.

El coraje cívico es una virtud moral indispensable para la prevalencia de los derechos humanos. Es la capacidad de superar el miedo para la realización de las propias metas.

Es imprescindible coraje cívico;

- Para cuestionar leyes injustas y sistemas políticos represivos.

- Para salvar a personas de peligros inmediatos.

- Para ayuda a las personas que están expuestas a discriminación y marginalidad.

He notado que los parágrafos de la declaración están inscritos en el muro, aquí en el Museo de la Memoria. Me alegro de que estamos trabajando con base en la misma plataforma.

El Museo de la Memoria es un lugar simbólico, porque está dedicado a conmemorar a las víctimas de violaciones a los Derechos Humanos durante la dictadura militar de Augusto Pinochet. El Museo de la Memoria juega un papel importante en la educación de los derechos humanos para que la historia no se repita, y también en el proceso de reconciliación.

El propósito de esta exposición es articular los derechos humanos con héroes que han jugado un rol especial en relación con cada uno de los artículos contenidos en la Declaración de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, para inspirar el coraje civil.

La historia de Chile no es conocida suficientemente por las generaciones más jóvenes, y por eso debemos recordar lo ocurrido y recordar a las víctimas, para comprender el mundo en que vivimos y asegurar que la historia no se repita. Chile no es una excepción.

La enseñanza de los Derecho Humanos no consiste sólo en el aprendizaje de principios, sino también en la “sabiduría práctica” – la habilidad para conformar los principios de manera que permitan que en circunstancias concretas prevalezca la sensibilidad por sobre el interés personal.

Necesitamos héroes para dar ejemplos, como Harald Edelstam, el Embajador de Suecia en Chile durante el golpe; mi abuelo.

Con las actividades de la Fundación y nuestro Premio Edelstam, queremos inspirar, promover y premiar a personas que hoy día desarrollan actividades en cualquier parte del mundo, inspiradas en el compromiso ético consecuente de Harald Edelstam, en relación a la protección, justicia y la memoria colectiva, en la defensa de los Derechos Humanos.

Queremos destacar y premiar a personas que han hecho destacadas contribuciones y que han mostrado coraje excepcional en la defensa de estos derechos.

El coraje cívico es una virtud moral indispensable para la prevalencia de los derechos humanos. Es la capacidad de superar el miedo para la realización de las propias metas.

Es imprescindible coraje cívico;

- Para cuestionar leyes injustas y sistemas políticos represivos.

- Para salvar a personas de peligros inmediatos.

- Para ayuda a las personas que están expuestas a discriminación y marginalidad.




Francisco J.Estévez y Carolina Edelstam
Harald Edelstam demostró coraje cívico con ribetes de héroe. Como diplomático, salvó a personas en peligro en muchas oportunidades de su vida, en Italia, en Noruega, en Indonesia, en Guatemala. También en Chile.

Mi abuelo fue un diplomático muy respetado.

Habitualmente, un Embajador es el mensajero o portavoz del gobierno que representa, frente al gobierno del país que le recibe.

Un diplomático debe asegurarse también, habitualmente, de que sus con-ciudadanos sean protegidos y rescatados de cualquier peligro o daño, de cualquier clase de riesgo, así se trate de un desastre natural o de una turbulencia política.

Harald Edelstam hizo estas cosas cuando el infierno se abatió sobre Santiago en Septiembre de 1973.

¡Pero hizo mucho más!

Él pudo contemplar el sufrimiento de la gente inocente. Fue testigo de los abusos.

Y pasó a la acción y además de ser un Embajador se comportó como un ser humano con pasaporte diplomático. Su acción no fue consecuencia de instrucciones recibidas de Estocolmo.

La preocupación fue por su vecinos, la Embajada de Cuba, que estaba siendo sitiada por las fuerzas golpistas. Recabando ayuda policial, logró el alto al fuego y entrar a la sede diplomática. De ahí sólo salió cuando tuvo la seguridad de que el personal de la Embajada de Cuba estaba a salvo y podía viajar de vuelta a su país.

Sin dudar un instante, recibió refugiados en ese y otros recintos, amparándolos bajo la bandera sueca. Su rechazo a lo que ocurría fue creciendo al ver los arrestos masivos y los cadáveres por las calles. No dejó de contarnos lo que ocurría. Impulsado por esa repugnancia a la represión, se dedicó a convencer a otros embajadores para que también abrieran sus puertas y recibieran refugiados. No contento con eso, conversó con periodistas extranjeros impulsándoles a escribir contando la tragedia chilena; fueron acciones que hicieron que despertara la opinión pública de muchos países.

Arriesgando su propia vida se dedicó a investigar qué extranjeros que se encontraban prisioneros, logrando liberar del Estadio Nacional a un grupo de detenidos uruguayos y a otros de varios otros países.

Su accionar en Chile culminó cuando salvó a Mirtha Fernández, ciudadana uruguaya también, asilada al amparo de Suecia, de ser arrestada en el hospital a pocos momentos de salir de una intervención quirúrgica. Ésta decidida acción suya salvó a Mirtha mas causó su expulsión del país por la dictadura: Fue declarado “persona non grata”.

Sus decididas acciones en el Estadio, en la Embajada, y frente a las autoridades militares, fueron iniciativas exclusivamente suyas. Incluso, algunos colegas diplomáticos le criticaron duramente por su actuación, que consideraron poco profesional.




Francisco J.Estévez y Carolina Edelstam

Sin embargo, él continuó haciendo lo que pensaba que era su deber. Salvó así vidas, muchas, muchas vidas. Lo hizo igual que había hecho treinta años antes, en la Noruega ocupada por la Alemania Nazi. Esta actitud le convirtió en el ejemplo perfecto del principio de la responsabilidad de proteger.

Hay muchas historias de muchas personas que fueron protegidas o rescatadas por mi abuelo. Algunos le han calificado casi como un Cristo, otros como un Don Quijote, otros como un mago, otros un ilusionista, otros un noble, una persona con estatura y elegancia, un embajador como pocos, una persona con mucha creatividad -humano, empático, muy humilde, una persona con mucha astucia, etc., etc.

Hay una opinión muy extendido y es que el Embajador Harald Edelstam tenía un coraje civil extraordinario y era un verdadero héroe en defensa de los Derechos Humanos.

La Fundación Edelstam otorga el Premio Edelstam una vez cada dos años en merito a la labor y coraje excepcionales en la defensa de los Derechos Humanos, exhibidos por las personas que la Fundación desea distinguir.

Además, en el espíritu del Embajador Harald Edelstam la Fundación alienta el coraje cívico, y trabaja para la formación de opinión pública, promoción, educación y información para la Defensa de los Derechos Humanos. También actúa como observador en juicios relacionados con el rubro de la Fundación.

Con profunda emoción me dirijo a Uds. en este instante y agradezco estar participando en este día importante, juntos. Espero que así, podamos estar contribuyendo con ustedes para valorar el coraje civil, y la inminencia de hablar sobre vuestra historia para asegurar que la violación de los Derechos Humanos en Chile no se repita. ¡Nunca más!

Gracias al Director Francisco Estévez Valencia, y gracias a todos quienes han hecho posible este evento.

Muchísimas gracias!


Comparte


Email Facebook Twitter Addthis Gmail Print Google Translate

Noticias relacionadas de Chile

✅ Obispos que se inclinan por el camino de la transparencia, en cambio otros se adhieren al silencio
✅ Presidente de Palestina asegura que quiere fortalecer relación con Chile
✅ Mirko Macari
✅ Cadem: el 34% de las mujeres declaró haber sido víctima de algún tipo de acoso sexual
✅ Wilfrid Fidelel: Chile me enseñó la miseria

Te puede interesar!



Obispos que s...


Industria del p...


Cadem: el 34% d...




¿El ensayo de ...


China compite p...


La realidad no ...

Anuncio google
estocolmo_agenda
Actividad
Actividad

Ultimas Noticias

Edelstam
Gallery
Gallery
Gallery
logo Nobel
logo Nobel